martes, 22 de noviembre de 2016

HORTELANO: "VOLVER A CORRER HA SIDO COMO UN MILAGRO"

BEGOÑA FLEITAS
Marca.com

Bruno Hortelano atiende a MARCA a media tarde del martes tras una maratoniana jornada de premios -recogió la medalla de bronce de la Real Orden al Mérito Deportivo por la mañana- y actos con Nike, su patrocinador. Pero lejos de denotar cansancio, el velocista responde a todas las cuestiones. "También vivimos de esto", asegura.
¿Cómo está siendo la recuperación de su mano tras el accidente?
Voy dando pasos muy grandes en la recuperación, sobre todo con los fisioterapeutas. Las primeras semanas fueron más duras porque tuve las cirugías, tanto en Madrid como en Barcelona, pero desde que he empezado a trabajar exclusivamente con los fisios he visto una mejora total hasta el punto de que he empezado a correr, a rodar, a entrenar de forma más normal. No tengo dolor de ningún tipo y simplemente tengo ganas de poder entrenar como en una pretemporada habitual.

¿Cómo fue esa primera carrera, el momento en el que volvió a correr después del accidente?
Fue un día increíble, lo considero uno de los mejores días de todo el año. Fue un pequeño milagro, terminé muy feliz de volver a sentirme atleta de nuevo y no como un paciente en un hospital.

¿Qué diferencias hay entre el Bruno Hortelano anterior al accidente y el de después?
El anterior estaba muy centrado y fue a por Río con todo lo que tenía. Pero ahora quiero dar un paso más, enfrentarme a Tokio y a esa final olímpica. Todos los objetivos que hay en medio, Mundiales yEuropeos, serán claves para llegar a esa final y pelear por estar entre los mejores del mundo.

¿Qué es lo que más le ha molestado de lo que se ha dicho en los últimos meses?
Molestado muy poco, simplemente noticias que no eran ciertas, pero aparte de eso la gran respuesta del público ha sido increíble, muy positiva, me he rodeado del cariño de todo el país. Eso me ha ayudado a levantarme, a dar esos pasos, a volver a sentirme yo, a sentirme de nuevo atleta.

¿Y eso le ha sorprendido?
Lo entiendo, la verdad. Y lo agradezco mucho, de todo corazón. Ha sido un año muy intenso. No era muy conocido antes, y después del oro europeo y de las semifinales de los Juegos Olímpicos se me ha conocido un poco más. En ese sentido, todo esto también es nuevo para mí, pero lo he agradecido desde el principio. Me ha llevado a otro sitio, más allá de lo que podía haber logrado yo solo.

¿Qué ha aprendido de esta temporada?
He aprendido algo clave, algo muy importante: sea quien sea mi rival, sé que les puedo ganar. Sea la carrera que sea, sé que voy a ir a vencer, independientemente de qué cara tenga en la calle de al lado. Me da igual que en la práctica lo lógico sea que no debo ganar una prueba, confío en mí.
Es su segundo año dedicándose casi exclusivamente al atletismo y con 25 años se ha proclamado campeón de Europa, además de disputar la semifinal de los Juegos. ¿Dónde está su techo?
Mi límite no ha llegado. Y parte del reto al que me enfrento ahora es la búsqueda de ese límite. Me iré contento de este deporte algún día si sé que he llegado a mis límites.

¿Es BrunoHortelano el nuevo Lemaitre?
No, BrunoHortelano es otra cosa muy distinta. No me quiero comparar con otro rival.Lemaitre ha realizado un trabajo espectacular: con pocos años logró bajar de 10.00 en 100 metros, después bajó de 20.00 en los 200. Pero no me quiero definir ni identificar con unas marcas, me veo como algo más.Quiero aportar al deporte español, poder trabajar hacia los objetivos que a mí me importan, representar a mi país.

¿El gran objetivo del año?
Los Mundiales de Londres. No me pongo plazos para mi vuelta, pero es la gran meta.