miércoles, 31 de julio de 2013

YANG SUN NO TIENE RIVAL



GUILLEM ALSINA
NOTINAT.com

Cuarta jornada de finales del Mundial de Barcelona, sin récords, y sin medallas para la delegación española, pero creemos que se han sentado las bases para la posibilidad, casi segura, de otras dos en las finales de mañana.
MUJERES. 50m.espalda "semis". Fácil clasificación de Mercedes Peris para la final, pero sin dejarse ir, para poner el récord de España en unos magníficos 27"71, recortándole nada más y nada menos que 21 centésimas a sus anteriores 27"92 de este pasado mayo. Solo la china Yuanhui Fu, 27"40, y la japonesa Aya Terakawa, 27"70, lo han hecho mejor que ella, aunque otras tres nadadoras también han bajado de los 28", por lo que la española va a tener que luchar si quiere estar en el podio. Excelente Duane da Rocha, 10a.con 28"25, rebajando doce centésimas su récord personal de esta mañana.
200m.crol. Carrera en solitario de la norteamericana Missy Franklin, que se ha destacado a partir del primer viraje, tomando el mando que provisionalmente había ejercido la francesa Camille Muffat (26"59 por 26"93), yéndose sin oposición hacia su segundo título mundial, 1,54"81, después de haber dominado desde el hectómetro, 55"56, por 55"72 de la francesa, que deseosa de desquitarse de su mala actuación en los 400m., se ha pegado a la norteamericana, y aunque se ha ido abajo en los últimos metros, ha conseguido salvar el bronce frente al empuje de la italiana Federica Pellegrini, que no ha conseguido revalidar su título de hace dos años, después de remontar desde el quinto lugar en el hectómetro, 56"63, para terminar muy cerca de Franklin, 1,55"14, y por delante de la francesa, 1,55"72, con la sueca Sarah Sjöström cuarta, 1,56"63.
La española Melanie Costa ha hecho una magnífica carrera, estando en posición de medalla hasta el último viraje, 26"94, 56"26, y 1,25"90, pero ha terminado hundiéndose en el último largo, 31"14, y ha sido quinta con 1,57"04. No es aventurado pensar que los récords de España de estos días, lo que significa ir prácticamente al 100% en cada una de sus actuaciones, pero sobretodo las emociones, le haya pasado factura,
precisamente, en el momento de este cuarto largo de los 200m.
200m.mariposa "semis". Por lo visto esta tarde en las semifinales, Mireia Belmonte tiene muchos números para conseguir su primer título mundial, y no lo decimos por el tiempo, 2,06"53 (por delante de la norteamericana Cammile Adams, 2,06"75, la húngara Katinka Hosszu, 2,06"85, y otras cinco nadadoras en el 2,07"), sino que lo decimos por la manera como los ha conseguido, con un ritmo muy regular (28"73 + 32"63 + 32"59 + 32"58 han sido sus parciales, y demostrando que puede mejorarlos bastante), aunque, lógicamente, esto no signifique menospreciar a sus rivales, entre las cuales hay, recordémoslo, las otras dos medallas de Londres, oro y bronce.
Notable para Judit Ignacio, que si esta mañana no se ha encontrado muy bien, lo ha enmendado esta tarde, es decir, cuando había que hacerlo bien, para señalar unos 2,07"86, una centésima menos que su anterior récord personal (con parciales de 29"18, 1,01"54, y 1,34"48), que mañana, en la final, ya con la tranquilidad de los "deberes" hechos, puede volver a superar.
HOMBRES. 100m.crol "semis". Ningún gran eliminado en estas semifinales, con el mejor tiempo para el norteamericano Nathan Adrian, 47"95, mientras el resto ha estado más discreto, suponemos que economizando energías para la final de mañana; dos sorpresas a seguir, el otro norteamericano, James Feigen, 48"07, y el brasileño Marcelo Cherubini, 48"11, paliando la ausencia de Cesar Cielo, mientras el australiano James Magnussen y el ruso Vladimir Morozov han sido cuartos, ambos con 48"20, y el francés Fabien Gilot sexto con 48"21. Entre ellos deben estar las medallas.
200m.mariposa. Ni hace falta decir que el campeón de hace dos años (un tal Michael Phelps, lo conocen?), no ha defendido su título, aunque ha estado en Barcelona.....como representante de uno de sus "sponsors". Victoria del gran favorito, el sudafricano Chad LeClos, que hoy ha doblado su título olímpico con el mundial, después de pasar-se gran parte del segundo hectómetro, "controlando" con la mirada a sus rivales de derecha e izquierda, un hecho insólito a este nivel de competición. El sudafricano ha dejado en dos ocasiones que fuera el polaco Pawel Korzeniowski quien marcara el ritmo por delante de él (25"45 por 25"53 en los 50m., y 1,24"69 por 1,24"81 en el último viraje), pero ha señalado el paso del hectómetro con 54"66. En el último largo ha dominado la situación sin problemas, ganando con 1,54"32, claramente por delante del polaco, 1,55"01, que en los últimos metros se ha visto acosado por el chino Peng Wu, que ha remontado desde el quinto  lugar, para tocar a un "suspiro" del polaco, 1,55"09, con el otro chino, Yin Chen, cuarto en 1,55"47. Debacle de los especialistas USA, con Tom Luchsinger quinto, 1,55"70, y Tyler Clary séptimo, 1,56"34.
50m.braza. No ha defendido su título el brasileño Felipe Lima, que no se clasificó para nadarla en los "trials" de su país. Victoria del gran favorito y recordista mundial, el sudafricano Cameron van der Burgh, que se ha tomado la revancha sobre el australiano Christian Sprenger, aunque le ha ido "de un finísimo pelo" que este no lograra el doblete, 26"77 por 26"78, mientras el otro sudafricano, Giulio Zorzi ha sido un sorprendente tercero, 27"04 (a eso quizás podríamos llamarle "ósmosis") que, ¡ por otra centésima !, se ha impuesto al esloveno Damir Dugonjic, 27"05.
200m.estilos "semis". Mejores marcas para los grandes favoritos, con Ryan Lochte a la cabeza, 1,57"07, seguido del japonés Kosuke Hagino, 1,57"38, del húngaro Laszlo Cseh, 1,57"41, y del brasileño Thiago Pereira, 1,57"52, que deberian ser los que se jugaran las medallas.
800m.crol. Revalida su título el chino Yang Sun, gran dominador de las pruebas largas, poco menos que "jugando" con sus rivales, con una brazada increíble de potencia, siempre en cabeza (55"46, 1,53"97 y 3,51"78 en los 100, 200 y 400m.), continuando con su "juego" hasta poco después de los 650m., cuando ha iniciado el "despegue", cubriendo los dos últimos largos en 27"67 y 27"15 (es decir, 54"82, cuando había empezado con 55"46), y señalando unos "discretos" (para él, naturalmente, y por la forma como ha nadado), 7,41"36. Segundo ha sido el norteamericano Michael McBroom, 7,43"60, por delante del canadiense Ryan Cochrane, 7,43"70, y el otro norteamericano, Connor Jaeger, 7,44"26, en una llegada que se ha resuelto al sprint, después de que todos ellos hayan seguido al chino sin "rechistar" (con el debido respeto, han dado la imagen de que Sun los conducía al sacrificio). Una prueba a la que, sinceramente, le ha faltado algún "valiente" que se atreviera a discutirle su superioridad. A mi, no se por qué, me ha dado la impresión de que está preparando el asalto al récord de los 1.500m., ya que estos 7,41" serian un buen paso para conseguirlo; lo veremos domingo.