viernes, 20 de febrero de 2015

ANTEQUERA ACOGE UNOS "TRIALS" A LA ESPAÑOLA

OSCAR FERNANDEZ VILLAR
http://www.martiperarnau.com

El Campeonato de España de Pista Cubierta, atléticamente hablando, es el acontecimiento nacional más importante del fin de semana. Varios son los objetivos de los atletas, dependiendo de los logros que hayan conseguido hasta la fecha. Para unos lo importante será el título nacional, ya que tienen mínima; otros buscarán ambas cosas. Y hay un tercer grupo que se jugará un puesto en el equipo nacional porque son más de tres los atletas con mínima en su disciplina. La prueba con más atletas con mínima es el 3000, con siete.
La EAA no puso mínimas para el Campeonato de Europa de Praga 2015 y cada federación nacional estableció sus propios criterios y mínimas. En las pruebas de medio fondo y fondo (800, 1500 y 3000) se clasificarán de manera directa los dos primeros del Campeonato de España que tengan la mínima. Este sistema ya se empleó en el pasado y  hace que el campeonato sea parecido a los trials que se utilizan en otros países.
En 60 se verán las caras Ángel David Rodríguez y Arián Téllez, ambos con 6.70 como mejor marca. La experiencia contra la juventud en una prueba en la que no hay mínimas. En el 200 no estarán ni Hortelano, ni Husillos ni Sergio Ruiz, por lo que la prueba debería ser para Alberto Salcedo. En el 400 la cosa no está tan clara, con muchos y buenos contendientes: Lucas Búa, Pau Fradera, Samuel García, Mark Ujakpor y Diego Cabello. El espectáculo está garantizado desde las semifinales, ya que entrar en la final está muy caro.
Algo parecido sucede en el 800, donde siempre hay alguna sorpresa en las semifinales. Kevin López es el claro favorito y una de las esperanzas para ganar una medalla en Praga. David Palacio y Luis Alberto Marco también tienen mínima y todo hace indicar que estarán luchando por los otros metales junto con Alejandro Rodríguez. En 1500 también hay cuatro atletas con mínima: A. Mechaal, M. Olmedo, D. Ruiz y M. Alcalá. El sevillano Olmedo está en gran forma y tiene un poderoso final. Mechaal también está inscrito en el 3000, por lo que tendrá que decidir qué prueba hace. El burgalés D. Ruiz parece que vuelve a su nivel de antaño después de unos años con muchos problemas físicos que le impidieron rendir al máximo. El 3000 será uno de los platos fuertes con muchos atletas con opciones. Jesús España y Roberto Aláiz son los que que llegan con mejor marca, pero es una prueba que puede deparar sorpresas. C. Alonso, A. Sánchez, S. Martos son los otros atletas con mínima. Interesante será ver las prestaciones de Jordi Torrents, una de las mayores esperanzas del fondo español.
Quiñónez, en el 60 vallas, está a 3 centésimas de la mínima. Los saltos tienen cuatro claros favoritos: Sancho, Salas, Cáceres y Torrijos. Tres tienen mínima y Salas es el único que no la tiene. Le piden 5.55, marca que puede conseguir. En saltos hay otros atletas que se han quedado muy cerca de la mínima, sobre todo Okutu, que en longitud se quedó a un centímetro en Zaragoza. En peso hay tres atletas con mínima y seguramente serán los que representen a España en Praga. Vivas es el favorito para llevarse el oro y la plata parece que estará entre Toledo y Tobalina. Ureña es el claro favorito en heptatlón.
En 60 estarán Cristina Lara, reciente campeona de España promesa, Estela García, María Martín-Sacristán y Fátima Diame. Las cuatro están muy igualadas en cuanto a marca. La más experimentada es Estela García,  que también aparece, junto a Cristina Lara, en los listados del 200, distancia en la que Alazne Furundarena es la líder del año con 24.05. En el  400 veremos uno de los duelos del campeonato, con la presencia de Bokessa y Terrero. La lucha entre ambas nos podría deparar una marca por debajo de 53 segundos. En el 800, Victoria Sauleda parte como favorita. La catalana clavó la mínima al correr en 2:03:40. En 1500 no hay nadie con mínima. Por lo visto en la Copa de Clubes parece que Solange Pereira llega en mejor condición que el resto. Isabel Macías, por disitintos motivos, no está completando su mejor temporada invernal. Marta Pérez y E. García Grimau parecen sus principales rivales. Por lo visto este invierno, la mínima 4:14.00 está lejos. Laura Méndez compite habitualmente en 1500, pero se ha destapado este año con un excelente 9:12.73 en 3000 y parte como una de las favoritas. Bejarano y Urbina, habituales del cross, también competirán en el 3000.
Las vallas tendrán el duelo habitual entre Onyia y Jérez. La mínima es 8.18 y Onyia ya la tiene (8.13). Caridad Jérez está a dos centésimas. En los saltos verticales no hay historia: Beitia y Naroa son las claras favoritas, sin embargo en los horizontales hay más disputa. En longitud están Marieta Jover, Concha Montaner y Fátima Diame. La mínima para Praga es 6.50. En el triple reaparece Ana Peleteiro, que lleva sin saltar desde el Campeonato del Mundo Júnior de Eugene el verano pasado. Sufrió una lesión en la rodilla que a punto estuvo de llevarla al quirófano, pero finalmente optó por un tratamiento más conservador. Sarrapio y Ndoumbe buscan el título y la mínima (13.85) . Ambas están muy cerca (Sarrapio, a un centímetro). El peso es, junto a la altura femenina, la prueba con un pronóstico más claro. Úrsula Ruiz vencerá casi con toda seguridad. El pentatlón es de pronóstico más incierto. La líder del año es Yanira Soto. Competirá contra Laura Ginés, Carmen Romero y Bárbara Hernando.