domingo, 7 de agosto de 2016

LA PRIMERA MEDALLA ESPAÑOLA ES PARA MIREIA BELMONTE

DIEGO TORRES
El País.com

Mireia Belmonte salió del último viraje en cuarta posición, fuera del podio, un metro por detrás de Hannah Miley. La piscina del Estadio Acuático era un hervidero. El público vociferaba. Katinka Hosszu se encaminaba hacia el récord del mundo, Maya Dirado la seguía enganchada a su remolino, y solo el tercer puesto quedaba liberado a la disputa. Solo el bronce, a merced de lo que hicieran la española y la escocesa, amigas fuera de la piscina, y condenadas a procurarse el hundimiento recíproco en los últimos 50 metros. Brazada a brazada. Sin aire pero con corazón. Ganó Mireia. En el último metro. En el último centímetro. Se adelantó quince centésimas de segundo y atrapó el primer bronce de la delegación de España en los Juegos de Rio. Con la uña. Pero con mucho valor. Los 400 estilos no son cualquier prueba. Son la prueba que consagra a los nadadores más completos.
Los 400 metros de estilos combinados constituyen un laberinto de piezas múltiples cuyo encaje depende de relaciones de interdependencia. No hay táctica segura. Cada plan encierra un riesgo de hundimiento. La probabilidad del desequilibrio es equivalente a la imposibilidad de prever la reacción de ocho organismos terrestres sometidos al estrés del esfuerzo máximo en el medio acuático ejecutando los cuatro estilos. En orden sucesivo, mariposa, espalda, braza y crol.
Mireia cumplió con el plan y se perdió en la corriente. Si salió de la piscina con una medalla de bronce colgada del cuello no fue tanto por el efecto lógico de la aplicación de unas ideas proyectadas. Fue por su bravura. Por el punto salvaje. “Por la sangre”, como dijo su entrenador, Fred Vergnoux. “Porque le salió el gato que lleva dentro. ¡No puede ser que hiciera el último 50 en 29 segundos!”.
El plan de Mireia consistió en dejar que Katinka Hosszu hiciera de liebre para tener un ritmo de referencia que le permitiera controlar la carrera y asegurarse la plata. A su derecha por la calle cuatro la húngara salió como un tiro. A su izquierda, en la calle dos, Miley avanzó aparentemente bajo control. El primer parcial, el de mariposa, le sirvió a la española para ahorrar energía. Lo nadó cuatro décimas más lento que en la clasificación. Decidió concentrar su esfuerzo en mejorar el parcial de espalda, su punto débil y el arma imbatible de Hosszu. Y lo consiguió. Mireia nadó la espalda más rápido. Pero lo pagó en la braza. Cuando emergió al salir del viraje en el paso por el 200 descubrió que la estadounidense Maya Dirado, por la calle cinco, lejos de su radar, se le había escapado. Dos segundos. Demasiados.
Quizás Mireia se dejó llevar por la confusión. En plena crisis, Miley hizo 100 buenos metros de braza y se puso tercera. A su amiga no le quedó más remedio que verla como al enemigo. “El último 100 fue la clave”, dijo Mireia. “Veía a Hannah bastante lejos, pero a la vez asequible y me la jugué. Pude conseguir el bronce por muy poco. Pero para mí es un muy buen comienzo de campeonato”.
Hosszu destroza el récord del mundo
Mireia nadó el último 50 un segundo más rápido que el día que hizo su mejor marca en el 400 estilos, en la final de los Mundiales de Barcelona, en 2013, cuando paró el cronómetro en 4m 31,21s. Entonces salvó el último largo en 30,27s. En Rio lo nadó en 29,82s para conseguir una marca buena pero insuficiente. Los 4m 32,39s se quedaron lejos de los 4,29 minutos proyectados para asegurar la plata. Dirado marcó 4m 31,15s. Le bastó con seguir al vendaval de Hosszu.
La húngara, una veterana de 26 años, dijo que se había presentado en Río con una misión. “Quería probarme a mí misma que podía batir el récord mundial”, dijo tras la carrera. “Quería divertirme porque hace cuatro años nadé con miedo y después casi dejo la natación”. Hosszu fue cuarta en la final de los Juegos de Londres, el día que la china Ye Shiwen batió el récord precedente con el acelerón más sospechoso de la historia reciente de este deporte. Ye, que en la preliminar de Rio se hundió, desapareció un poco más del mapa y contribuyó a ensombrecer su leyenda. Pero en Londres estableció un tiempo de 4m 28,43 que sacudió la primera semana de la competición. La réplica de Hosszu, una olimpiada después, fueron los 4m 26,36s en otra final memorable.
La primera reacción de Mireia fue abrazar a Miley para consolarla y maldecir la hora en que perdió de vista a Dirado. Luego, al colgarse la medalla y recibir las felicitaciones de las autoridades, se serenó. Vergnoux, a su lado, se mostró inquieto. “He estado en cinco Juegos y estos son los peor organizados”, denunció. “Ahora tenemos 20 minutos de espera para que nos recoja el autobús; luego 20 minutos de viaje y una cola de 20 minutos para entrar a la Villa. Y tenemos que descargar los músculos. Mireia tiene que hacer fisioterapia. Y tiene que cenar... Hasta las tres de la mañana no se irá a dormir. ¿Cómo hará para recuperarse y nadar la clasificación de los 400m libre del domingo a las dos de la tarde?”.

RESULTADOS 1ª JORNADA:
HOMBRES
400 metros
1 HORTON Mack        AUS  3:41.55                       
2 SUN Yang                  CHN 3:41.68           
3 DETTI Gabriele           ITA   3:43.49           
4 DWYER Conor          USA  3:44.01           
5 JAEGER Connor         USA 3:44.16           
6 GUY James                GBR  3:44.68                       
7 MCKEON David       AUS  3:45.28           
8 POTHAIN Jordan      FRA 3:49.07

400 metros estilos
1 HAGINO Kosuke                   JPN   4:06.05
2 KALISZ Chase                       USA  4:06.75
3 SETO Daiya                            JPN   4:09.71
4 LITCHFIELD Max                 GBR 4:11.62
5 LITHERLAND Jay                 USA 4:11.68
6 FRASER-HOLMES Thomas  AUS  4:11.90
7 MAHONEY Travis                 AUS  4:15.48
8 PONS RAMON Joan Lluis     ESP  4:16.58


MUJERES
400 metros estilos
1 HOSSZU Katinka     HUN  4:26.36
2 DIRADO Madeline   USA 4:31.15
3 BELMONTE Mireia ESP 4:32.39
4 MILEY Hannah        GBR  4:32.54
5 OVERHOLT Emily  CAN  4:34.70
6 BEISEL Elizabeth     USA  4:34.98
7 WILLMOTT Aimee  GBR  4:35.04
8 SHIMIZU Sakiko       JPN  4:38.06

4 x 100 metros libre
1 AUS  3:30.65
2 USA  3:31.89
3 CAN 3:32.89
4 NED  3:33.81
5 SWE  3:35.90
6 ITA    3:36.78
7 FRA   3:37.45
8 JPN    3:37.78