viernes, 6 de marzo de 2015

OKUTU ES 5º EN UNA FINAL DE LONGITUD MÁS FUERTE DE LO ESPERADO

ÁNGEL CRUZ
AS.com

Faltaban los tres mejores saltadores de Europa (el británico Greg Rutherford, el francés Kafètien Gomis y el español Eusebio Cáceres) que lo eran del mundo, y se esperaba una final de salto de longitud de perfil bajísimo, con medallas por debajo de los ocho metros. Incluso con un oro sin llegar a esa medida. Pero la prueba resultó mucho más potente de lo previsto. Jean Marie Okutu, español nacido en Benin, de padres ghaneses, acabó en la quinta plaza con 7,93 metros.
El saltador afincado en Marín (Pontevedra) desde los seis años (actualmente tiene 26), hizo una serie de 7,85, nulo, 7,93, dos nulos y un salto final fallido de 6,07 metros. Llegó a ir cuarto, pero finalmente cedió un puesto.
La victoria fue para el sueco de padre congolés Michel Tornéus, que asombró con un brinco de 8,30 metros, récord de su país y mejor marca mundial de la temporada. La tarde fue brillante para el país nórdico, porque el bronce se lo llevó Andreas Otterling, con 8,06 metros. Entre ambos se incrustó el checo Radek Juska, con 8,10. El cuarto clasificado fue el veterano griego Louis Tsátumas (33 años), que llegó a 7,98 metros.